La Fatiga Visual y la regla del 20/20/20

Después de las vacaciones, llegamos al trabajo y lo primero que hacemos es encender el ordenador. La mayoría trabajamos delante de la pantalla durante más de 4 horas seguidas. A parte también utilizamos nuestro smartphone, la tablet y nuestro ordenador personal fuera de la oficina. Esto, día tras día, nos puede llevar a padecer Fatiga Visual.

La fatiga visual provoca los siguientes síntomas:

  • Molestias en los ojos: Picor, sensación de arenilla, hinchazón. Normalmente son sensaciones internas que normalmente no llegan a manifestarse externamente.
  • Dolor de cabeza: Al realizar un esfuerzo visual puede aparecer dolor de cabeza localizado en la zona de los ojos o de la frente.
  • Lagrimeo: El Lagrimeo puede venir acompañado de picor o enrojecimiento.
  • Sequedad ocular: Al estar concentrados en la pantalla del ordenador, nuestro sistema visual reduce el parpadeo, lo que provoca que se nos resequen los ojos.
  • Visión Borrosa: No se caracteriza por un problema de graduación, es más una pérdida de nitidez de las imágenes. Si descansamos de la actividad que estemos realizando, la visión borrosa desaparece en poco rato.
  • Dolor posicional: La fatiga visual puede traer asociado dolor de cuello, espalda, hombros y muñecas, debido a la mala posición que adquirimos al trabajar frente al ordenador.

¿Qué podemos hacer para evitar la fatiga visual?

La fatiga visual no es algo irremediable y que forma parte del trabajo. Con unas pocas pautas conseguiremos minimizar o incluso evitar sus síntomas.

  • Revisión Visual: De las cosas más importantes que tenemos que hacer es una revisión de nuestra salud visual antes de empezar de nuevo el trabajo. Cualquier pequeño cambio de graduación afectará a que nuestra fatiga visual se agudice.
  • Mantener una postura adecuada: Sentarse erguido, con la espalda apoyada en el respaldo y mantener la pantalla del ordenador a unos 50 cm. Esto nos proporcionará comodidad para trabajar y ayudará a relajar nuestra vista durante el trabajo.
  • Descansar los ojos siguiendo la regla 20/20/20: Esta regla consiste en que para cada 20 minutos de trabajo, es necesario descansar 20 segundos, mirando a 20 pies (unos 6 metros). Además de parpadear unas cuantas veces seguidas, para renovar la película lagrimal refrescando así tus ojos.
  • Evitar reflejos en la pantalla: Es ideal que nuestra pantalla de ordenador esté libre de molestos reflejos que hacen que nos inclinemos, que entrecerremos los ojos, etc.

Aún siguiendo estas pautas, hay otro factor que afecta mucho a nuestra visión y a la aparición de la Fatiga Visual. Este factor es la luz azul que emiten las pantallas de ordenadores, tablets, y smartphones.

¿Sabías que la luz azul que emiten las pantallas de los dispositivos móviles y ordenadores produce un efecto estimulante que puede provocar insomnio? Por lo tanto, no deberíamos utilizar nuestros dispositivos móviles poco antes de ir a dormir.

Aunque no toda la luz azul es dañina. La luz azul que está en el rango entre los 400 a los 520nm es muy importante para regular el nivel de melatonina, que es la encargada de controlar nuestro biorritmo y bienestar.

Por lo tanto lo ideal es utilizar lentes oftálmicas que tengan filtro que atenúe la luz azul en el rango de 390 a 440nm. Como las nuevas lentes Zeiss Duravision Blue Protect que reduce esta parte de luz. Causando así un mayor confort visual y un menor estrés visual al mirar pantallas de ordenador y dispositivos móviles.

Antes de empezar a trabajar, acércate a tu óptica It Optics más cercana y te realizaremos una Revisión Visual Premium. Te recomendaremos tus lentes perfectas.